Una pelirroja esperanzada

 

Lizbeth Del Toro Mejías llegó a mi oficina a eso de las doce del mediodía. Con pasos tímidos,  entró por las puertas de la biblioteca y aunque no nos conocíamos sabía que era ella por su hermosa cabellera.  Nos saludamos y le dije “me encanta tu pelo”, un saludo común entre las mujeres con el cabello afro.  Del Toro Mejías lleva un afro rojo o como dicen los puertorriqueños colora’o.

Conversó sobre el cabello crespo y explicó que “últimamente en los medios se ha visto como un boom [auge] que nos toman más en cuenta, pero es como podría decir de un año para acá, pero no era algo que recuerdo haber visto cuando estaba creciendo.  Incluso yo estaba viviendo en Estados Unidos y tampoco era algo que se viera en los últimos meses”.

Para la puertorriqueña, aún cuando se reconoce la existencia del afro se le exige a la mujer el tenerlo bonito.  “Lo que se veía en los medios anteriormente era un rizo más suelto, no tanto con la textura del cabello crespo como el de nosotras”, comentó Del Toro Mejías, en alusión a su cabello y el mío.

Áreas de oportunidad

Para la joven natural del sur de Puerto Rico, a la mujer de cabello rizado se le encasilla en papeles estereotipados.  Como ejemplo, Del Toro Mejías opinó, “cuando están promocionando un suit profesional [traje profesional] te ponen una mujer blanca con el pelo lacio, con unos moños bien estilizados y cuando quieren representar a una mujer que es más libre, que es careless [relajada o libre], ahí pueden presentar a alguien con el pelo rizo”.

A pesar de que Del Toro Mejías piensa que la mujer de cabello afro quiere proyectarse como libre, eso no significa que no pueda ser una profesional.

Entre las anécdotas que contó sobre el racismo que ella ha observado en los medios, reconoció que en la actualidad las oportunidades para los artistas afrodescendientes son limitadas.

“El racismo se puede ver por ejemplo en que escogieron a un actor blanco para hacer el papel de Michael Jackson y hay muchos roles que son de personas de tez negra, pero escogen a un artista blanco para representar ese papel.  Y me pregunto,  por qué,  si hay bastante artistas de color que son talentosos” comentó, la afrodescendiente pelirroja.

Racismo no explorado

Mientras Del Toro Mejías se pasea por los rincones de la isla, ha notado que muchas personas reaccionan con sorpresa al ver que es blanca, pelirroja, con el cabello afro.  Esto porque la gente piensa que el criterio para llevar el cabello al natural es tener la tez negra.

En Puerto Rico esa mentalidad no reconoce la realidad de la diversidad en la mezcla de las razas. “Yo soy jabá, y no porque yo sea de color claro no puedo tener mi pelo natural”, comentó Del Toro Mejías mientras sonreía.

La decisión de irse al natural para la joven fue una forma de realzar las raíces afrodescendientes que corren en su familia.  Sus hermanas le sirvieron de inspiración más que cualquier otra figura pública, pues ellas son “mis modelos a seguir”, comentó.

lis
Foto de Lizbeth Del Toro Mejías antes y después de dejar su cabello al natural. Antes su cabello estaba procesado por el alisado y el color rojo natural que le distingue se veía más oscuro.

Efectos del blanqueamineto

Beyoncé y Rhianna representan a la masa afrodescendiente, pero estas han tenido que someterse al blanqueamiento.

Sobre esta práctica Del Toro Mejías opinó “quizás ellas piensan  que eso las va a llevar al éxito y lo que las hacer ver bonitas, ese estándar de belleza que tenemos que es bastante relativo.  Mientras más a ese lado te vayas mejores oportunidades vas a tener”.

 

lis beyonce
Beyoncé con su cabello pintado de rubio. Imagen de Kevin Mazur vía People

 

lis rhi
Rhianna con su cabello rubio. Origen de Imagen vía Showbiz Geek

 

Del Toro Mejías no culpa del todo a Beyoncé, pues con el nuevo video de Formation reconoció que aunque los rizos en el video son hechos de beauty [salón de belleza], admitió que otras mujeres vean a Beyoncé con el cabello rizo puede animarlas a llevarlo al natural.

 

lis video
Beyoncé en su nuevo video Formation en el que se denuncia la violencia policiaca en contra de la comunidad negra. Origen de video musical vía Pop Sugar

Del Toro Mejías sostuvo que el racismo está disfrazado y que no es hasta que las niñas les piden a sus madres que les alisen el cabello que se dan cuenta de que existe.

Según la joven, el racismo se perpetúa cuando representan al actor negro como el matón de la película o el que ayuda (sirviente).  “No va a ser un tema creíble cuando la pones a ella (mujer afrodescendiente) de jefa contra los blanquitos.  A mí me gustaría ver que eso cambie” dijo.

No todo es mala noticia

No obstante, Del Toro Mejías destacó el trabajo de Tyler Perry como una buena forma de contrarrestar el racismo en los medios.  Independientemente de que sus películas son de comedia, tienen un elenco de actores de color y para la entrevistada eso es valioso.

This slideshow requires JavaScript.

De acuerdo a Del Toro Mejías,  lo más que se debe tomar en cuenta sobre un actor es su talento,   “si la persona lo que tiene en la mente es unas gafas que solamente ven blanco o negro y no ven el talento; van a seguir dándole roles protagónicos y serios a las personas de tez más clara”.

Como figura que representa la mujer puertorriqueña afrodescendiente, ella mencionó el trabajo de Jeimy Osorio en la serie de televisión Celia.  La actriz protagoniza el papel de Celia Cruz y lleva su cabello al natural.  El hecho de que mantenga esa imagen es para Del Toro Mejías una forma de inspirar a otras mujeres porque pueden pensar “mira qué bonita y mira dónde ha llegado”.

lis celi
Foto de la serie Celia. Origen de imagen vía Milenio

 

lis jeimy
Jeimy Osorio con su cabello al natural. Origen de imagen vía El Nuevo Día

 

Internet, medio expositivo

Para su propio proceso de llevar el cabello al natural Del Toro Mejías utilizó Instagram, Pinterest y blogs no tan solo para inspirarse, sino para recopilar información que le fuese útil para el cuidado de su cabello.

Del Toro Mejías relató que ella visualiza estos medios como la mejor forma de exponer temas sobre el racismo.  Esto porque quizás en la televisión no aprueben que una persona de color hable sobre dicho tema.

“Yo creo que no necesitas autorización de nadie para hacerlo, tú lo haces y lo presentas y si a las personas le gusta le siguen dando share [compartir] y a la larga llega a muchos lugares”, expresó.

La joven reconoció que “en estos tiempos la gente no ve casi televisión; sino plataformas como Netflix que permiten descartar cualquier programa, sino ofrecen los roles que tú como espectador buscas”.

El afro no es moda

Del Toro Mejías recalcó que su decisión de irse al natural era por sentirse libre, dijo  “los medios deben descartar la idea de que la imagen vende”.  “Se deben presentar personas que sean naturales porque quizás esto le abrirá las puertas a otras personas”, reflexionó.

Con tono de esperanza en su voz, la simpática pelirroja expresó “yo sé que debe haber alguien en una de esas grandes corporaciones que sea un aliado, que diga contra esto es un movimiento y no algo que sea una moda de un año, sino que sea algo permanente”.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s